Alemania acaba de crear un Sol en miniatura

Alemania acaba de crear un Sol en miniatura

El Wendelstein 7-X es un aparato diseñado para crear un campo de confinamiento magnético para el plasma de hidrógeno, que es de lo que se compone nuestro sol.

Alemania acaba de dar un paso enorme en el campo de las energías producidas por fusión, un proceso extremadamente eficiente que permite extraer una gran cantidad de energía de materiales ligeros como el hidrógeno. El inconveniente con este proceso siempre ha sido manejar las altas temperaturas que se requieren para su funcionamiento, pues estamos hablando de millones de grados.

El proceso de fusión nuclear ocurre cuando dos núcleos muy ligeros, generalmente de hidrógeno o alguno de sus isotopos, se fusionan para formar núcleos más pesados. En este proceso hay una gran liberación de energía, la cual permite que el elemento se transforme en plasma. Para esto, se requiere que dos núcleos con la misma carga, se acerquen lo suficiente como para fusionarse, y para esto se requiere una cantidad enorme de energía, ya que hay que vencer el poder de repulsión de las cargas de los núcleos. Este proceso ocurre naturalmente en las estrellas como nuestro Sol, por lo que podemos decir que estaríamos «replicando» artificialmente el proceso que ocurre dentro de una estrella. Este proceso se diferencia de la fisión en que no produce los peligrosos residuos radiactivos que produce esta última.

Fusión nuclear, la energía del futuro (en inglés)

El reactor experimental de fusión Wendelstein 7-X (W7X), encendido por la Doctora en física y canciller alemana, Angela Merkel, fue inyectado con hidrógeno esta semana, y se demostró que podía sostener el plasma producido sin muchos problemas. Su mecanismo de levitación magnética puede confinar el plasma de hidrógeno impidiendo que toque las paredes del reactor.

Quizás te interese:   Decodificador cerebral para leer tus pensamientos

El hidrógeno produce mucha más energía, de hecho, el hidrógeno es el principal combustible de nuestro Sol, por lo que algunos dicen que la máquina reproduce las condiciones en el interior de nuestro Sol, es decir, reproduce un Sol en miniatura. Pero como contraparte, es más difícil lograr la fusión. Se requiere de mucha más energía para calentarlo y crear el proceso de fusión.

Es una fuente muy limpia de energía, la más limpia que puedas desear. No estamos haciendo esto para nosotros, sino para nuestros hijos y nietos

John Jelonnek, físico del Instituto de Tecnología de Karlsruhe

Como funciona el Wendelstein 7-X (en inglés)

Este reactor, cuyo diseño parece más una obra de Salvador Dalí que un reactor nuclear, puede confinar el plasma supercaliente entre una serie de superconductores que forman una «jaula magnética» por la que el plasma «circula» sin tocar las paredes, con una separación de aproximadamente un metro de ellas. Pero aún no está diseñado para aprovechar esta energía, por lo que solo se ha demostrado que podemos confinar exitosamente el plasma, ahora falta encontrar la manera de aprovechar esta energía.

El experimento realizado en Alemania representa un gran paso para lograr controlar la energía producida por la fusión, que es una fuente virtualmente perpetua de energía limpia.

Aquí pueden ver la ceremonia celebrada en ocasión de las primeras pruebas realizadas con hidrógeno en el Wendelstein 7-X

Fuente: Instituto Max Plank de Física del Plasma

Sin respuestas

Añadir Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.